blurblog en newsblur

3.9.14

Al Fondo a la derecha

Esta es la última nota que escribo con respecto a la polémica en torno al FCE, que hoy cumple 80 años. Ya no puedo volver a leer a Zuckermann, porque acabo de terminar de leer su respuesta a Jesús Silva-Herzog Márquez y perdí como 50 puntos de mi coeficiente intelectual. Espero que sea temporal, si no, esta nota va a quedar pésima.

Primero, el tal Sucker-Man (ya no me importa escribirlo bien) empieza por insultar a Silva-Herzog, pero lo hace de la peor manera: "te podría decir tonto y feo y cara de caca pero no lo haré, aunque ya lo hice, upsi, jijiji". Vaya recurso infantil e idiota, señor Sucky. Ojalá pueda releer, en unos años, su texto de hoy y sentir el #cringe que sentimos los que tuvimos el infortunio de leerlo recién.

Bueno, el resto del "artículo" (si a esa pataleta vendida se le puede llamar de tal modo) no mejora mucho. Si algo ha demostrado al mundo No-Leo Chupa-Chups es que no sabe nada de libros o de la industria editorial. Bueno, por no saber no sabe nada del mismo mercado que tanto quiere presentar como la panacea universal (aunque diga que nooo, que de ningún modo, que cómo crees).

En fin, voy por sus preguntas, porque si copio el resto de las idioteces aquí me voy a sentir sucio.

1. "¿Por qué no podemos tener a un editor como Jaume Vallcorba, fundador de Acantilado, dirigiendo el FCE?"
Pues, de entrada, porque Vallcorba ya se murió, zopenco. ¿Se te ocurre otro nombre? Debe haber como 200 más, al menos, en el mundo de habla hispana, entre muertos y vivos, y entre los cuales ha habido algunos, buenos editores, al frente del FCE. ¿Qué tiene eso que ver con nada de tus quejas?

2. "¿Por qué tiene que ser un exvocero presidencial?"
¿Por qué no puede ser un robot en forma de planta carnívora quien escriba las columnas de Zuckermann? Creo que por esa sola razón habría que desaparecer todos los periódicos en español.

3. "¿Por qué nuestro jefe de Estado nombra a amigos o aliados en esas posiciones?", pregunta, y, acto seguido, se contesta: "Pues porque así de retorcida es la política. ¿O no?" 
No, Leíto. El jefe de estado nombra a quien le da la gana al frente del FCE porque puede, porque eso dicen los estatutos. Si este es el problema, si lo que quieres es que el FCE sea "independiente" y de ahí el problema que tienes con el "subsidio", entonces toda tu crítica está desenfocada del inicio. Estás pidiendo que se tire una casa porque hay una gotera; comprar un nuevo coche porque hay que cambiarle el aceite.

La siguiente pregunta es más larga. La copio con el dolor de mi corazón:

4. "Voy a dejar en claro de una vez por todas mi argumento: yo no tendría problema que existiera el FCE siempre y cuando dejara de recibir subsidios del Estado. No me parece correcto que se utilice dinero público para beneficiar a las clases medias y ricas del país que son las que, por desgracia, más leen en México, según las encuestas de lectura. En el caso del FCE son 238 millones de pesos al año. A eso habría que sumar los subsidios de todas las publicaciones que hace el Estado a través del Conaculta, las universidades públicas y los centros del investigación. ¿Se justifican?"
a) Tu argumento es inválido porque "por desgracia" estás vil y llanamente manipulando las Encuestas Nacionales de Lectura para darte la razón. Ya lo expliqué en mi entrada anterior.
b) 238 millones de pesos al año entre 120 millones de mexicanos toca a poco menos de dos pesos por persona por año. Si Z piensa que esta cifra no importa, tampoco importa el número de donde salió la cuenta. ¿Podría ser más eficiente el FCE, tener menos empleados, gastar menos? Sí, sin duda. ¿Es razón para cuestionar su existencia? No.
c) Sí se justifican los subsidios. Todos. ¿Se justifican los libros de texto gratuitos que publica la SEP a través de la Conaliteg? Pues es lo mismo.

Antes de concluir con un párrafo acerca de la censura estatal contra la censura del mercado, en el que también se equivoca y que no abordaré por absurdo, Zuckermann dice que hoy Kafka se hubiera podido publicar solito a través del internet.

Voy a tratar de contestar esto sin que me explote la cabeza o sin gritarle a la pantalla.

Mmmmm. No, Z, porque de entrada Kafka no quería que lo publicaran, quería que lo quemaran. Y no, porque el "mercado" que tanto pregona Z no funciona así. Y los libros no funcionan así. Nada funciona así.
El que Z no haya leído mis respuestas a sus artículos, o el que pueda fingir no haberlo hecho aunque acaso lo hubiera hecho, es una muestra contundente de que tener un blog (o wordpress o tumblr o lo que sea) no funciona igual que publicar en un medio editorial establecido, ya sea de libros, periódicos o revistas. Y en libros electrónicos es todavía peor. Por cada Amanda Hocking (y ya no digamos el pésimo ejemplo de J. K. Rowling que usa Z) hay cientos de miles autores que se autopublican, como le recomienda hacer Z a K, que no venden o venderán nada o casi nada, tal vez algunos de ellos buenísimos, quién sabe. Y eso en el mundo de habla inglesa: todavía no ha pasado que un autor en español salte a la fama tan solo publicado, por su propia mano, en electrónico. Supongo que sucederá en España o en Argentina en los próximos años. ¿En México? No. ¿Da igual publicar sin sello que con sello, da igual que tus poemas los publique el FCE que subirlos a yoescribo.com? Yo reto a Z a que lo intente, como Doris Lessing, la ganadora del premio Nobel, que trató de publicar una novela bajo seudónimo, a principios de los 60, sin decirle a nadie. La novela se la rechazaron en varias ocasiones y en varias editoriales. La autora lo hizo a propósito, para demostrar la dificultad de publicar sin un nombre, aunque el contenido fuera de calidad. Dejo las conclusiones sobre lo que dice esto acerca de no sólo los libros en México y el mundo, sino de las ideas erradas del señor "Leo Súper-Mal".

Una nota de índole personal: podría pensar, quien lee estas entradas, que las he escrito por estar enojado, ya sea con Zuckermann, el FCE o alguien más. Nada más lejano de la realidad. Las escribo porque para mí, leer estas entradas de Z es como leer que alguien, que no tiene idea de cocina, publica lo siguiente: "Vamos a hacer un chile en nogada. Como saben, el chile en nogada queda mejor si un día antes de comerlo se baña con una solución de azufre y cloro y se deja reposando sobre un nido de abejas hasta que lo cubran de miel." De ese tamaño son las pifias que escribe Zuckermann para los que saben de libros.

3 comentarios:

Carmen dijo...

Mi querido Ome: sólo puedo decir que viene bien el sentido común aderezado con ironía que te caracteriza. Gracias por las notas, que además de sensatas son alegres.
:) Carmen Sánchez

Carmen dijo...

Mi querido Ome: sólo puedo decir que viene bien el sentido común aderezado con ironía que te caracteriza. Gracias por las notas, que además de sensatas son alegres.
:) Carmen Sánchez

Salvador Perez dijo...

Dos cosas:

Una, me ha encantado tu artículo (y me has dejado con sed de leer más).

Dos, a partir de ahora, voy a llamarle también "señor Sucky". Mil gracias por el dato, jaja.

¡Enhorabuena!