blurblog en newsblur

16.4.06

patrimonio de la humanidad

Leo en kottke que hay una serie de sitios arquitectónicos de importancia mundial en peligro de perderse para siempre (por diversos motivos) de acuerdo con el World Monuments Watch. En la lista encontré cinco lugares en México, y para incitar a la gente a que vaya a visitarlos y se preocupe por ellos (sobre todo a mí mismo, que tengo que admitir no conozco 4 de los 5 sitios), los enlisto a continuación [la traducción es mía, con ayuda de algún horrible traductor automático]:

1. Chalcatzingo
Morelos, México


Fundado a mediados del segundo milenio A.C., Chalcatzingo está entre los sitios más importantes de la civilización Olmeca temprana. El centro ceremonial ha mantenido esculturas abundantes que han proporcionado una abundancia de información sobre esta cultura del periodo Prehispanico temprano, que prosperó en México central y a lo largo de la costa del golfo, en los que ahora son los estados de Tabasco y Veracruz, entre 1500 y 100 B.C.

Una serie de templos, de plazas, y un juego de pelota han sobrevivido en el sitio, aunque no está bien preservado. A pesar de su importancia, Chalcatzingo, que se ha investigado francamente mal, le hace frente un futuro incierto a medida que sus restos arquitectónicos continúan siendo saqueados para construir edificios modernos en la zona, y mucho de la zona arqueológica regularmente es invadido por las vacas de un rancho adyacente.


2. Centro Histórico de la Ciudad de México

Ciudad de México

Fundada en 1524 encima de Tenochtitlan, la capital Azteca, que estaba localizada en una encima de las islas en medio de las aguas del lago Texcoco, el centro histórico de la Ciudad de México se puede jactar de poseer buena parte de la arquitectura colonial más fina que se conoce en el nuevo mundo. Dentro de las 680 manzanas que abarcan el centro histórico existen más de mil edificios extraordinarios; el más importante de estos conjuntos rodea el Zócalo, o plaza principal, que está anclada en su extremo norte por la Catedral metropolitana. Construida entre 1573 y 1810, la catedral es la iglesia más grande de América Latina. En el borde occidental del Zócalo está el Palacio Nacional, erigido en el último tercio del siglo XVII en el sitio en el que se levantaba el palacio de Moctezuma II, emperador de los Aztecas. Los tesoros arquitectónicos más recientes en la zona incluyen al Palacio de Bellas Artes, una maravilla del Art Nouveau en el parque de la Alameda, ocho manzanas al oeste del Zócalo.


3. La Misión De Alta Pimería
Sonora, México


Construida por Jesuitas entre 1687 y 1692, y ocupada por los Franciscanos cuando los Jesuitas fueron expulsados un siglo después, la Misión de Pimería fue establecida para adoctrinar a la gente indígena, semi-nómada de la Alta Pimería, una región montada a horcajadas en lo que ahora son el estado mexicano de Sonora y el estado americano de Arizona.

Los ocho sitios de la Misión -- Dolores, Cucurpe, San Ignacio, Caborca, Oquitoa, Pitiquito, Tubutama, y Cocóspera -- van desde los que son poco más que ruinas arqueológicas a los que siguen siendo parte de los usos diarios de las comunidades locales. Las que ahora son ruinas han sufrido más, siendo presa de los vándalos, mientras que los santuarios que todavía están en uso sufren problemas causados por la plaga de insectos, infiltración de agua, y el descuido en general. El sitio mejor preservado es Cocóspera, que ha conservado mucha de su arquitectura original a pesar de su abandono por más de 150 años. El santuario de Caborca, que fue restaurado en 1953 y declarado monumento histórico nacional en 1987, permanecía en uso hasta 1997, cuando la estructura fue dañada seriamente por una inundación. Desafortunadamente, las misiones han sido pasadas por alto en los esfuerzos estatales de conservación. Colectivamente, sin embargo, éstos edificio representan una gama extraordinaria de estilos y son la crónica arquitectónica de la historia doctrinal de toda una región.


4. San Juan Bautista Cuauhtinchán

Puebla, México

El convento franciscano de Cuauhtinchán fue construido entre 1528 y 1554 como parte de una importante campaña para la conversión de la gente indígena de Máxico al Catolicismo. Además de su iglesia y convento, el complejo religioso incluye un atrio, una puerta de peregrinos, un jardín, y un cementerio. El altar principal dentro de la iglesia -- un tríptico grande -- es el trabajo más viejo de su clase que sobrevive en México.

En su función como una importante parada en la ruta franciscana del peregrinaje a través de Puebla -- junto con Tecali y Tepeaca -- el convento es un monumento nacional importante. No obstante, el complejo está sufriendo actualmente de una multitud de problemas que dificultan su conservación, como la humedad alta, que ha hecho que el altar principal se contraiga y se agriete, y que sus elementos estructurales que se desplacen, mientras que las pinturas murales dentro del santuario se han cubierto de cal. La acumulación de suciedad y de guano junto con el envejecimiento natural, el ataque biológico, y el mantenimiento inadecuado han provocado serios daños no solamente a la iglesia sino al complejo entero.


5. San Nicolás Obispo
Morelia, Michoacán, México

Localizada en la región Purépecha de Michoacán y erigida encima de los restos de unasentamiento prehispánico, la iglesia de San Nicolás Obispo fue construida por los Franciscanos en 1591, y es la única iglesia en la región que tiene una torre aislada. Un fino e importante ejemplo de una "visita", o iglesia de peregrinación, San Nicolás Obispo conserva mucha de su arquitectura original, del siglo XVI. La porción superior de su fachada fue agregada en 1736 durante la celebración de una visita al lugar por el entonces obispo Gil Hoyos. Durante el siglo XVIII el santuario fue embellecido con un un altar barroco y un techo de artesonado de madera con la clásica decoración que imita un tejido. Una sacristía fue agregada al conjunto en 1886.

Al paso de los siglos, la torre, los techos y el coro se han debilitado y han sido dañados por la infestaciones de insectos y la infiltración natural de humedad.

2 comentarios:

nacho dijo...

Interesante post.
En el numbre three, La alta pimería, se lee "Oquitos", y debe ser "Oquitoa", pueblo natal (y fantasmal) de la socia.
Saludos desde Beatyfulville.

Omegar dijo...

Listo y corregido. Saludos a la socia y austed. Por cierto, me debe ud. una reseña de my book. Ya léalo. Jejeje.